Juegos tradicionales, entretenimientos e información
    Home | Juegos Online | Biblioteca | Libros Clásicos | Crucigramas | Ingenio | Enciclopedia Juegos | Contacto

  Secciones > Libros Clásicos > Hamlet (William Shakespeare)

 

Hamlet (William Shakespeare) - pág.23

Indice General | Volver

Página 23 de 93



Pensé que jugaba contigo y que sería
tu perdición. ¡Malditos mis recelos!
Parece natural en la vejez
excedernos en la desconfianza,
igual que es propio de los jóvenes
andar escasos de juicio. Ven, vamos con el rey.
Esto ha de saberse, que obrar con sigilo
traerá más desgracia que enojo el decirlo.

Salen.

II.ii Entran el REY, la REINA, ROSENCRANTZ, GUILDENSTERN y otros.

REY
Bienvenidos, Rosencrantz y Guildenstern.
Además de lo mucho que ansiábamos veros,
os mandamos llamar a toda prisa
porque os necesitábamos. Habéis oído hablar
de la transformación de Hamlet: la llamo así
puesto que no parece el mismo,
ni por fuera ni por dentro. Qué pueda ser,
si no es la muerte de su padre,
lo que le tiene tan fuera de sí,
no acierto a imaginarlo. Os ruego a los dos
que, habiéndoos criado con él desde la infancia
y conociendo tan de cerca su carácter,
accedáis a quedaros en la corte
por un tiempo, de modo que vuestra compañía
le aporte distracción y permita averiguar,
mediando ocasiones favorables,
si algo ignorado le perturba
que, descubierto, podamos remediar.
REINA
Caballeros, él ha hablado mticho de vosotros
y me consta que no hay dos en todo el mundo
a quien tenga más afecto. Si os complace
mostrar la cortesía y gentileza
de pasar algún tiempo con nosotros
en ayuda y cumplimiento de nuestra esperanza,
vuestra visita recibirá la gratitud
que a la real largueza corresponde.
ROSENCRANTZ
El poder soberano de Vuestras Majestades
puede hacernos cumplir vuestros augustos deseos
sin tener que suplicarnos.
GUILDENSTERN
Con todo, obedecemos
y nos brindamos con toda nuestra entrega,
poniendo a vuestros pies nuestros servicios
y aguardando vuestras órdenes.
REY
Gracias, Rosencrantz y noble Guildenstern.
REINA
Gracias, Guildenstern y noble Rosencrantz.
Os suplico que al instante visitéis
a mi hijo, ahora tan cambiado.


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49 50 >>>

Páginas  1-50   51-93  



Menú
Home
Biblioteca
Juegos Online
Juegos Flash
Crucigramas
Libros Clásicos
Sopas de Letras
Ingenio

En esta sección

Juegos, Cursos y
Enciclopedias gratis

Canales de tv online en vivo hd Cursos Gratis
Psicología
Biografías

Diccionario : A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - X - Y - Z



Home | Biblioteca | Juegos | Crucigramas
  Acanomas.com : El mundo de los Juegos Acerca de Acanomas.com  


Copyright ©1999-2015 Nuevarena.com Todos los derechos reservados