Juegos tradicionales, entretenimientos e información
    Home | Juegos Online | Biblioteca | Libros Clásicos | Crucigramas | Ingenio | Enciclopedia Juegos | Contacto

  Secciones > Libros Clásicos > El Castillo de los Cárpatos (Julio Verne)

 

El Castillo de los Cárpatos (Julio Verne) - pág.34

Indice General | Volver

Página 34 de 128


su situación de ánimo.
-Mañana por la mañana, respondió Nic Deck.
Un prolongado silencio siguió a esas palabras. Esto indicaba cuán grande era la
emoción de Koltz y compañeros. Los vasos y los jarros estaban vacíos y, sin embargo,
aunque era tarde, nadie se levantaba ni pensaba en marchar en busca del hogar.
Entretanto pensaba Jonás que era buena ocasión para servir otra ronda schnaps y de
rakiu...
De pronto dejóse oír en medio del silencio general una voz muy clara, que decía
lentamente:
Nicolás Deck, no vayas mañana al castillo. ¡No vayas... o te pasará una desgracia!
¿Quién se había expresado de esta suerte? ¿¡De dónde salía aquella voz desconocida,
que parecía surgír de una boca invisible?... Aquella voz era la de un aparecido, una voz
sobrenatural, una voz de ultratúmba...
Nadie se atrevía a mirar, ni hablar palabra. El espanto llegó al colma. . .
El más valiente, Nic Deck, quiso averiguar de qué se trataba. Aquellas palabras habían
sido pronunciadas allí dentro: en la sala. El guardabosque tuvo el arrojo de ir hacia el
arcón, y abrirle.. .
Nadie.
Fue a mirar a las habitaciones que daban a la sala.
Nadie.
Abrió la puerta de la posada, y saliendo, a la calle recorrió el terraplén, hasta la esquina
de la calle...
Nadie.
De allí a poco, el juez Koltz, Hermod el maestro, el doctor Patak, el pastor Frik y todos
los demás, fuéronse de la posada, dejando solo a Jonás, que se dio gran prisa a echar las
dos vueltas a la llave de la puerta de la calle.
Aquella noche, como si estuvie sen amenazados de una fantástica aparición, todos los
vecinos de Werst atrancaban fuertemente sus puertas. . .
En la aldea reinaba el más es pantoso terror.


CAPÍTULO V

Al día siguiente, Nic Deck y el doctor Patak disponíanse a partir a las nueve de la
mañana. Los propósitos del guardabosque eran remontar el desfiladero de Vulcano,
dirigiéndose por lo más corto hacia el castillo sospechoso.
No hay que asombrarse de que, después del incidente del humo visto en el torreón y la
voz oída en la posada, la población se mostrase como enloquecida de horror y miedo.
Algunos tsiganes hablaban ya de emigrar. En las casas no se trató aquella noche más que


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49 50 >>>

Páginas  1-50   51-100   101-128  



Menú
Home
Biblioteca
Juegos Online
Juegos Flash
Crucigramas
Libros Clásicos
Sopas de Letras
Ingenio

En esta sección

Juegos, Cursos y
Enciclopedias gratis

Canales de tv online en vivo hd Cursos Gratis
Psicología
Biografías

Diccionario : A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - X - Y - Z



Home | Biblioteca | Juegos | Crucigramas
  Acanomas.com : El mundo de los Juegos Acerca de Acanomas.com  


Copyright ©1999-2015 Nuevarena.com Todos los derechos reservados