Juegos tradicionales, entretenimientos e información
    Home | Juegos Online | Biblioteca | Libros Clásicos | Crucigramas | Ingenio | Enciclopedia Juegos | Contacto

  Secciones > Libros Clásicos > Trayectoria de Boomerang (Agatha Christie)

 

Trayectoria de Boomerang (Agatha Christie) - pág.24

Indice General | Volver

Página 24 de 159


En realidad, es un asunto infantil.
-Pues yo no puedo dejarlo así como así.
-El joven Beadon es un muchacho irresponsable. Según me han dicho, ha sido una causa frecuente de disgustos para sus padres.
-Porque no ha tenido suerte. Es un muchacho demasiado confiado.
-¿Suerte? Tengo la seguridad de que ese muchacho no ha trabajado nunca en su vida.
-No digas tonterías, papá. Me acuerdo de cuando se levantaba a las cinco de la mañana para dar de comer a las malditas gallinas. Y no tuvo él la culpa de que cogiesen todas las viruelas, el cólera o lo que fuese.
-Nunca me pareció bien su proyecto de abrir un garaje. Es una locura. Y es preciso que tú le abandones.
-No puedo, papá. Se lo he prometido. No puedo dejar a Badger en la estacada. Además, cuenta conmigo.
Continuó la discusión y el Vicario influido por los prejuicios que le inspiraba Badger, no quería convencerse de que las promesas y convenios celebrados por su hijo con aquel muchacho tuviesen la menor importancia, ni le impusieran ninguna obligación. Creyó que estaba dispuesto a llevar una vida ociosa en compañía de uno de los muchachos menos indicados que pudiese haber encontrado. Pero Bobby, por su parte, seguía repitiendo con la mayor firmeza que no podía dejar a Badger en la estacada.
Por último el vicario salió en colerizado de la estancia, y entonces Bobby se sentó para escribir una carta a Henríquez y Dallo, a fin de rechazar su ofrecimiento.
Dio un suspiro al terminar. Despreciaba una oportunidad que no volvería a presentarse, pero no vio otra alternativa posible.
Más tarde, y cuando estaba de nuevo jugando al golf, sometió el problema a Frankie. Ella lo escuchó con la mayor atención.
-¿Y habrías debido marcharte a América del Sur?
-Sí.
-¿Y te habría gustado?
-¿Por qué no?
Frankie dio un suspiro y luego, decidida, replicó:
-Sea como fuere, creo que has obrado bien.
-¿Te refieres a Badger?
-Sí.
-Ya comprenderás que no podía dejarlo así, sin motivo alguno.
-No, pero ten mucho cuidado de que él, por su parte, no te meta en un compromiso, o te deje en la estacada.
-¡Oh! Tendré cuidado. Por otra parte, no puede ocurrirme nada porque yo no tengo capital.
-Eso debe de ser muy divertido.
-¿Por qué?
-No lo sé. Me suena a algo agradable, libre e irresponsable. Pero al pensarlo mejor, me doy cuenta de que tampoco yo tengo dinero.


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49 50 >>>

Páginas  1-50   51-100   101-150   151-159  



Menú
Home
Biblioteca
Juegos Online
Juegos Flash
Crucigramas
Libros Clásicos
Sopas de Letras
Ingenio

En esta sección

Juegos, Cursos y
Enciclopedias gratis

Canales de tv online en vivo hd Cursos Gratis
Psicología
Biografías

Diccionario : A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - X - Y - Z



Home | Biblioteca | Juegos | Crucigramas
  Acanomas.com : El mundo de los Juegos Acerca de Acanomas.com  


Copyright ©1999-2015 Nuevarena.com Todos los derechos reservados