Juegos tradicionales, entretenimientos e información
    Home | Juegos Online | Biblioteca | Libros Clásicos | Crucigramas | Ingenio | Enciclopedia Juegos | Contacto

  Secciones > Libros Clásicos > Trayectoria de Boomerang (Agatha Christie)

 

Trayectoria de Boomerang (Agatha Christie) - pág.14

Indice General | Volver

Página 14 de 159



-No lo creo. ¡Qué barbaridad! ¿Por qué?
-¡Hombre...! Sería mucho más interesante, ¿no te parece? -preguntó Frankie, sin dar importancia al asunto.

CAPÍTULO IV
LA ENCUESTA


La información se celebró al siguiente día, con objeto de averiguar las causas de la muerte de Alex Pritchard.
El doctor Thomas declaró acerca de su hallazgo del cadáver.
-Aún no estaba muerto, ¿verdad? -preguntó el coroner.
-No, señor; aún respiraba. Sin embargo, ya no había esperanzas de vida.
Y luego, el doctor empezó a dar detalles técnicos. El coroner acudió en auxilio del jurado, preguntando:
-Según cree usted, y usando un lenguaje vulgar, ese hombre tenía fracturada la columna vertebral.
-Sí, señor. En el supuesto de que quisiera usted expresarlo así -dijo el doctor Thomas con triste acento.
Luego dio cuenta de cómo salió en busca de socorro, dejando al moribundo al cuidado de Bobby.
-Ahora díganos, doctor Thomas, cuál es a su juicio la causa de este desastre.
-Con toda probabilidad me atrevo a decir (y ante la carencia de datos que hay con respecto al estado mental del difunto) que éste, inadvertidamente, echó a andar por el borde del acantilado. Desde el mar se elevaría alguna niebla, y en aquel punto preciso el sendero tuerce de un modo brusco tierra adentro. Tal vez a causa de la niebla, el difunto no advirtió el peligro y siguió andando en línea recta. En tal suposición, dos pasos solamente pudieron originar la caída.
-¿Y no advirtió en su cuerpo ninguna señal de violencia que pudiera haberle causado otra persona?
-Sólo puedo decir que las heridas y contusiones que se observan en el cadáver quedaban perfectamente justificadas por el choque del cuerpo contra las rocas, a quince o veinte metros de profundidad.
-Aún queda la posibilidad de un suicidio.
-Desde luego, sería muy posible, pero yo no puedo afirmar en absoluto si el difunto se tiró adrede o cayó por casualidad.
Luego llamaron a Robert Jones.
Bobby explicó que había estado jugando al golf con el doctor y que su pelota fue a parar hacia el mar. En aquel momento se elevó la bruma y le fue difícil descubrir la pelota. Le pareció oír un grito y, de momento, tuvo el temor de que su pelota hubiese podido golpear a alguien que pasase por el sendero. Y se dijo que en ese caso no podía andar muy lejos.
-¿Y encontró usted la pelota?


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49 50 >>>

Páginas  1-50   51-100   101-150   151-159  



Menú
Home
Biblioteca
Juegos Online
Juegos Flash
Crucigramas
Libros Clásicos
Sopas de Letras
Ingenio

En esta sección

Juegos, Cursos y
Enciclopedias gratis

Canales de tv online en vivo hd Cursos Gratis
Psicología
Biografías

Diccionario : A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - X - Y - Z



Home | Biblioteca | Juegos | Crucigramas
  Acanomas.com : El mundo de los Juegos Acerca de Acanomas.com  


Copyright ©1999-2015 Nuevarena.com Todos los derechos reservados