Juegos tradicionales, entretenimientos e información
    Home | Juegos Online | Biblioteca | Libros Clásicos | Crucigramas | Ingenio | Enciclopedia Juegos | Contacto

  Secciones > Libros Clásicos > Los relojes (Agatha Christie)

 

Los relojes (Agatha Christie) - pág.32

Indice General | Volver

Página 32 de 269


Especialidad en retratos infantiles, grupos
de bodas, etc.» Para realzar tal anuncio el escaparate se hallaba
lleno de ampliaciones en todos los tamaños imaginables, en las que
aparecían efigies de niños hasta la edad de seis años. Esto,
evidentemente, había sido proyectado para atraer a las mamás.
Veíanse también algunas parejas y hombres de aire tímido
acompañados por sonrientes niñas. Al otro lado del «Cavendish
Secretarial Bureau», estaban las oficinas de una anticuada firma
dedicada al comercio de carbones. Más allá surgía un moderno
edificio de tres pisos, en brusco contraste con las casas
circundantes, proclamándose a sí mismo el «Oriente», café y
restaurante.
Hardcastle y yo penetramos en el edificio que habíamos estado
buscando, utilizando luego las escaleras. En el piso correspondiente
encontramos una puerta abierta, que cruzamos siguiendo la
indicación de un rótulo, que había a la derecha, el cual rezaba:
«Entre, por favor». Vimos una sala espaciosa en la que tres jóvenes
escribían a máquina. Dos de ellas continuaron absortas en su tarea
pese a nuestra llegada. La tercera, acomodada ante una mesa
sobre la cual había un intercomunicador, hizo un alto en su labor
mirándonos con un gesto de interrogación. Parecía tener un
caramelo en la boca. Habiéndoselo colocado dentro de ésta en una
posición conveniente nos preguntó con voz un poco gangosa:
- ¿En qué puedo servirles?
- ¿La señorita Martindale? - inquirió Hardcastle.
- Me parece que en este momento se encuentra ocupada
telefoneando...
La chica manipuló en el intercomunicador diciendo por fin ante el
mismo:
- Dos caballeros desean verla, señorita Martindale. - La joven
levantó la vista, preguntándonos- : ¿Sus nombres, por favor?
- Hardcastle - repuso Dick.
- El señor Hardcastle, señorita Martindale. - Seguidamente la
muchacha interrumpió la comunicación, poniéndose en pie,
agregando- Por aquí, hagan el favor.
La joven nos condujo ante una puerta en la que en letras doradas
aparecía el apellido de la directora del establecimiento. Abierta


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49 50 >>>

Páginas  1-50   51-100   101-150   151-200   201-250   251-269  



Menú
Home
Biblioteca
Juegos Online
Juegos Flash
Crucigramas
Libros Clásicos
Sopas de Letras
Ingenio

En esta sección

Juegos, Cursos y
Enciclopedias gratis

Canales de tv online en vivo hd Cursos Gratis
Psicología
Biografías

Diccionario : A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - X - Y - Z



Home | Biblioteca | Juegos | Crucigramas
  Acanomas.com : El mundo de los Juegos Acerca de Acanomas.com  


Copyright ©1999-2015 Nuevarena.com Todos los derechos reservados