Juegos tradicionales, entretenimientos e información
    Home | Juegos Online | Biblioteca | Libros Clásicos | Crucigramas | Ingenio | Enciclopedia Juegos | Contacto

  Secciones > Libros Clásicos > La muerte de Lord Edgware (Agatha Christie)

 

La muerte de Lord Edgware (Agatha Christie) - pág.29

Indice General | Volver

Página 29 de 145



Bryan lanzó una mirada de reproche a Poirot.
-No lo sabía -murmuró-. Podía usted haberme avisado. Se inclinó fríamente ante el inspector. Luego, sentóse, apretando fuertemente los labios.
-No veo por qué me han hecho ustedes venir. Todo esto no tiene nada que ver conmigo.
-Ya creo que sí -dijo amablemente Poirot-. Tratándose de un crimen, uno debe sacrificar los propios sentimientos para llegar al esclarecimiento de la verdad.
-No, eso sí que no. He trabajado con Jane. Nos conocemos hace mucho tiempo. Por encima de todo es amiga mía.
-¡Amiga suya, y en el momento que se entera usted de que han asesinado a lord Edgware lo primero que se le ocurre decir es que ha sido ella quien lo ha matado! -dijo Poirot secamente.
El actor se estremeció.
-¿Quiere usted decir... -los ojos parecían salirse de las órbitas- que estoy equivocado, que Jane no ha intervenido en el crimen? Japp habló:
-No, míster Martin, no. Ha sido ella quien lo ha cometido.
El joven se dejó caer en la silla.
-Por un momento creí haber cometido una terrible equivocación.
-En un caso como el presente, la amistad no debe influir para nada en usted -dijo firmemente Poirot.
-Eso se dice muy bien, pero...
-Amigo mío, ¿es que se va usted a poner de parte de una criminal? Tenga en cuenta que ha cometido un asesinato..., el más repugnante de los delitos humanos.
Bryan Martin suspiró:
-Bien, sí; pero Jane no es una criminal vulgar, carece de sentido moral. En realidad, es irresponsable.
-Eso ya lo determinará el jurado -dijo Japp.
-Vamos a ver -habló Poirot amablemente-, no se trata de que usted la acuse. Ya está acusada por anticipado. Usted, joven, no puede negarse a contarnos lo que sabe de ella. Debe hacerlo en bien de la sociedad.
Bryan Martin volvió a suspiran
-Creo que tiene usted razón; sin embargo, ¿qué quieren ustedes que les diga?
Poirot miró a Japp.
-¿Ha oído usted alguna vez que lady Edgware, o, mejor dicho, miss Jane Wilkinson, profiriese amenazas contra su esposo? -preguntó el inspector.
-Sí; varias veces.
-¿Cuáles eran esas amenazas?
-Decía que si no le concedía la libertad, le pegaría cinco tiros.
-No se trataba de una broma, ¿verdad?
-No; estoy seguro de que lo decía de veras. Una vez dijo que tomaría un taxi y que iría a matar a su marido. Usted mismo, monsieur Poirot, se lo oyó decir.


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49 50 >>>

Páginas  1-50   51-100   101-145  



Menú
Home
Biblioteca
Juegos Online
Juegos Flash
Crucigramas
Libros Clásicos
Sopas de Letras
Ingenio

En esta sección

Juegos, Cursos y
Enciclopedias gratis

Canales de tv online en vivo hd Cursos Gratis
Psicología
Biografías

Diccionario : A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - X - Y - Z



Home | Biblioteca | Juegos | Crucigramas
  Acanomas.com : El mundo de los Juegos Acerca de Acanomas.com  


Copyright ©1999-2015 Nuevarena.com Todos los derechos reservados