Juegos tradicionales, entretenimientos e información
    Home | Juegos Online | Biblioteca | Libros Clásicos | Crucigramas | Ingenio | Enciclopedia Juegos | Contacto

  Secciones > Libros Clásicos > La muerte de Lord Edgware (Agatha Christie)

 

La muerte de Lord Edgware (Agatha Christie) - pág.22

Indice General | Volver

Página 22 de 145



-Parece que la desconcierta a usted la actitud de su marido, que no la comprende, ¿verdad? -inquirió Poirot.
-¡Oh, sí! ¿Qué le habrá hecho cambiar de tal modo, después de tanto tiempo?
-Eso quizá no le interese a usted tanto, señora, como a mí.
Jane no le prestaba ya atención.
-¡El resultado es que, por fin, soy libre! -exclamó alegremente.
-Todavía no, señora.
-Bueno, pero estoy en camino de serlo, que es lo mismo.
Poirot la miró extrañado.
-El duque está en París, ¿sabe usted? -añadió Jane-, y voy a telegrafiarle en seguida. Su madre se pondrá furiosa. Poirot se levantó para marcharse.
-Me alegro, señora, de que todo salga a su gusto, como anhelaba.
-Adiós, monsieur Poirot, y muchísimas gracias.
-No las merezco; no he hecho absolutamente nada para merecerlas.
-Me ha traído usted la mejor noticia del mundo y le estoy profundamente agradecida.
-Eso es lo que se le ocurre -me dijo Poirot mientras salíamos de la habitación-. No siente la menor curiosidad por conocer la causa que impidió llegar a sus manos la carta de su marido. Fíjate bien, Hastings. Como negociante, es astuta; pero no tiene ni chispa de inteligencia. Bien es verdad que Dios no puede concedérselo todo a las criaturas.
-Excepto a Hércules Poirot.
-No te burles de mí -replicó serenamente-. Vamos a pasear por el malecón, pues quiero poner en orden mis ideas.
Permanecí en discreto silencio hasta que Poirot me dijo:
-Esa dichosa carta me intriga. Es un problema con cuatro soluciones.
-¿Nada menos que cuatro?
-Sí. La primera de esas soluciones es que pudo perderse en Correos. Eso sucede a veces, pero no a menudo. Desde luego, no es cosa corriente. De haberse puesto la dirección equivocada, hace ya mucho tiempo que hubiese sido devuelta a lord Edgware. Luego no es esto. Hay que desechar esta solución, aunque tal vez sea la única verdadera. Vamos a la segunda solución: lady Edgware miente al decir que no la recibió, cosa realmente muy posible. Esa señora es capaz de decir el embuste mayor del mundo, en provecho propio, con el más infantil candor. Pero no veo qué beneficio podría reportarle una mentira así, sabiendo que su marido estaba dispuesto a divorciarse de ella. ¿Por qué entonces enviarme a mí a pedírselo? Esto no tiene ni pies ni cabeza. Tercera solución: el que miente es lord Edgware. De mentir alguien, es más lógico que sea él.


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49 50 >>>

Páginas  1-50   51-100   101-145  



Menú
Home
Biblioteca
Juegos Online
Juegos Flash
Crucigramas
Libros Clásicos
Sopas de Letras
Ingenio

En esta sección

Juegos, Cursos y
Enciclopedias gratis

Canales de tv online en vivo hd Cursos Gratis
Psicología
Biografías

Diccionario : A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - X - Y - Z



Home | Biblioteca | Juegos | Crucigramas
  Acanomas.com : El mundo de los Juegos Acerca de Acanomas.com  


Copyright ©1999-2015 Nuevarena.com Todos los derechos reservados