Juegos tradicionales, entretenimientos e información
    Home | Juegos Online | Biblioteca | Libros Clásicos | Crucigramas | Ingenio | Enciclopedia Juegos | Contacto

  Secciones > Libros Clásicos > Al rescate de Tanelorn (Michael Moorcock)

 

Al rescate de Tanelorn (Michael Moorcock) - pág.21

Indice General | Volver

Página 21 de 32


.. nos enviará Jadmar sus guerreros? -inquirió el mensajero con urgencia, pues muchos habían sido enviados a solicitar ayuda a las ciudades más cercanas.

-No lo sé -respondió Brut-, pero da igual, pues el ejército de pordioseros se encuentra a apenas tres días de marcha de Tanelorn, y las fuerzas jadmarianas tardarían dos semanas en llegar hasta aquí.

- ¿Y Rackhir?

-No sé nada de él, y aún no ha regresado. Tengo el presentimiento de que no volverá. Tanelorn está perdida.



Rachhir y Lamsar hicieron una reverencia ante los tres hombrecitos, sentados en la tienda, pero uno de ellos les dijo, impaciente:

-No os humilléis ante nosotros, amigos, pues nosotros somos más humildes que nadie.

Los dos hombres se incorporaron y esperaron a que volvieran a dirigirles la palabra.

Los Señores Grises daban por sentada la humildad, pero al parecer, ésa era su mayor ostentación, pues era para ellos motivo de orgullo: Rackhir se dio cuenta de que tendría que recurrir a la adulación sutil y no estaba seguro de poder hacerlo, pues él era guerrero y no cortesano ni diplomático. Lamsar también se dio cuenta de la situación y dijo:

-Señores, nos enorgullecemos de haber venido a veros para aprender las verdades más simples, que son las únicas verdades... las que vosotros podáis enseñarnos.

El portavoz sonrió modestamente y repuso:

-No somos quiénes para definir la verdad, lo único que podemos hacer es ofreceros nuestros pensamientos incompletos Quizá podrían resultaros interesantes o ayudaros a encontrar vuestras propias verdades.

-Así es -dijo Rackhir sin saber a ciencia cierta con qué estaba de acuerdo, pero juzgó que era lo mejor-. Nos preguntábamos si no tendríais alguna sugerencia que hacernos en relación con el asunto que nos preocupa.... la protección de Tanelorn

-Seríamos incapaces de mostrarnos tan orgullosos como para imponer nuestros criterios. No somos intelectos superiores - repuso e1 portavoz, imperturbable-. Además, no confiamos en nuestras propias decisiones; quién sabe si no pueden llegar a ser equivocadas o a fundamentarse en informaciones falsas.

-Ciertamente -dijo Lamsar, considerando que debía adularlos utilizando para ello la humildad de la que hacían gala-, y es una suerte para nosotros, Señores míos, que no confundamos el orgullo con el conocimiento, pues es el hombre callado, que observa y dice poco, quien más ve.


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 >>>




Menú
Home
Biblioteca
Juegos Online
Juegos Flash
Crucigramas
Libros Clásicos
Sopas de Letras
Ingenio

En esta sección

Juegos, Cursos y
Enciclopedias gratis

Canales de tv online en vivo hd Cursos Gratis
Psicología
Biografías

Diccionario : A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - X - Y - Z



Home | Biblioteca | Juegos | Crucigramas
  Acanomas.com : El mundo de los Juegos Acerca de Acanomas.com  


Copyright ©1999-2015 Nuevarena.com Todos los derechos reservados