Juegos tradicionales, entretenimientos e información
    Home | Juegos Online | Biblioteca | Libros Clásicos | Crucigramas | Ingenio | Enciclopedia Juegos | Contacto

  Secciones > Libros Clásicos > Al rescate de Tanelorn (Michael Moorcock)

 

Al rescate de Tanelorn (Michael Moorcock) - pág.19

Indice General | Volver

Página 19 de 32


Aquel grito lo había sorprendido cuando se disponía a marcharse apresuradamente de Yeshpotoom- Kahlal, y le había parecido poco sensato investigar algo que, a todas luces, había sido un grito de muerte. Y ahí la tenía, ante él.... y si estaba allí, entonces sería por un poderoso motivo, y por conveniencia de ella. Por otra parte, a Sorana le interesaba servir al Caos, por lo que más le valía sospechar de ella.

En la lejanía vieron unas enormes tiendas de un tono gris rielante que, a la luz, parecían compuestas por todos los colores. Entre las tiendas, la gente se movía con lentitud, y de aquel lugar emanaba un aire de inactividad.

-Aquí es donde los Señores Grises reúnen su tribunal transitorio -dijo Sorana sonriéndole y tomándolo de la mano-. Vagan por sus tierras y llevan consigo pocos artefactos y casas provisorias, como puedes ver. Te darán la bienvenida si les resultas interesante.

-Pero ¿van a ayudarnos?

-Pregúntale a ellos.

-Estás comprometida con Eequor del Caos -le hizo notar Rackhir-, y debes ayudarla a ella y no a nosotros, ¿no es así?

-Te ofrezco una tregua -le dijo con una sonrisa-. Sólo puedo informar al Caos de vuestros planes y, si los Señores Grises os ayudaran, debo decirles cómo, si logro averiguarlo.

-Eres franca, Sorana.

-Aquí hay hipocresías más sutiles..., y la mentira más sutil de todas es la pura verdad - dijo mientras entraban en la zona de altas tiendas y se dirigían a una en particular.



En otro reino de la Tierra, la enorme horda atravesaba en una loca carrera los pastizales del norte, dando gritos y cantando tras su jefe, un jinete de negra armadura. Se iban acercando cada vez más a la solitaria Tanelorn; sus abigarradas armas brillaban en las nieblas del atardecer. Al igual que una marejada hirviente de insensatos, la turba avanzaba, impulsada por el odio histérico hacia Tanelorn que Narjhan había sembrado en sus corazones. Ladrones, asesinos, chacales, buscadores de carroña... era una horda de famélicos pero era enorme...

En Tanelorn, los rostros de los guerreros se ensombrecían a medida que los batidores y exploradores entraban en la ciudad portando mensajes y cálculos sobre la fuerza del ejército de pordioseros.


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 >>>




Menú
Home
Biblioteca
Juegos Online
Juegos Flash
Crucigramas
Libros Clásicos
Sopas de Letras
Ingenio

En esta sección

Juegos, Cursos y
Enciclopedias gratis

Canales de tv online en vivo hd Cursos Gratis
Psicología
Biografías

Diccionario : A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - X - Y - Z



Home | Biblioteca | Juegos | Crucigramas
  Acanomas.com : El mundo de los Juegos Acerca de Acanomas.com  


Copyright ©1999-2015 Nuevarena.com Todos los derechos reservados