Juegos tradicionales, entretenimientos e información
    Home | Juegos Online | Biblioteca | Libros Clásicos | Crucigramas | Ingenio | Enciclopedia Juegos | Contacto

  Secciones > Libros Clásicos > Otelo (William Shakespeare)

 

Otelo (William Shakespeare) - pág.43

Indice General | Volver

Página 43 de 61


Me asedia por todos la dos. El otro día hablaba yo con unos venecianos a la orilla del mar, y viene la mozuela y, te lo juro se me agarra al cuello así.
OTELO Gritando «¡Ah, querido Casio!», como aquel que dice. Sus ademanes lo explican. CASIO Se me apoya, se me cuelga y me llora, y venga a tirar de mí. ¡Ja, ja, ja! OTELO
Ahora contará que se lo llevó a mi cuarto. ¡Ah, te veo la nariz, pero no el perro al que se la echaré! CASIO Pues tendré que dejármela. YAGO ¡Vive Dios! Ahí viene.
Entra BIANCA.
CASIO Una de esas zorras. Sí, y bien perfumada. -¿Qué pretendes asediándome así?
BIANCA ¡Que te asedien a ti el diablo y su madre! ¿Y tú qué pretendías con el pañuelo que me has dado? ¡Valiente tonta fui al llevármelo! ¿Que copie el bordado? ¡Tú sí lo bordas todo encontrando en tu cuarto un pañuelo que no sabes quién dejó! ¿La prenda de una lagarta y quieres que yo te la copie? Ten, dásela a tu moza. Me da igual la procedencia: yo no te copio el bordado.
CASIO Pero, ¿qué pasa, mi querida Bianca? ¿Qué pasa? OTELO ¡Por Dios, seguro que es mi pañuelo! BIANCA Si quieres, ven a cenar esta noche. Si no, ven otro día, que te espero sentada. YAGO ¡Seguidla, seguidla! CASIO Claro; si no, irá renegando por la calle. YAGO ¿Cenaréis con ella? CASIO Pienso ir, sí. YAGO Pues tal vez os vea. Me gustaría mucho hablar con vos. CASIO Pues ven. ¿Vendrás? YAGO Corred. Ni una palabra más.
Sale CASIO.
OTELO [adelantándose] ¿Cómo lo mato, Yago? YAGO ¿Oísteis qué risa le daba su pecado? OTELO ¡Ah, Yago!
YAGO ¿Y visteis el pañuelo? OTELO ¿Era el mío?
YAGO El vuestro, os lo juro. Y hay que ver cómo aprecia a vuestra cándida esposa: ella le da un pañuelo y él se lo da a su manceba.
OTELO Estaría nueve años matándolo. ¡Qué mujer tan buena, tan bella, tan dulce! YAGO No. Eso debéis olvidarlo.
OTELO Que se pudra y se muera, y se condene esta noche, pues no ha de vivir. No, el corazón se me ha vuelto piedra: lo golpeo y me duele la mano. ¡Ah, el mundo no ha dado criatura más dulce! Podría echarse junto a un emperador y darle órdenes.


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49 50 >>>

Páginas  1-50   51-61  



Menú
Home
Biblioteca
Juegos Online
Juegos Flash
Crucigramas
Libros Clásicos
Sopas de Letras
Ingenio

En esta sección

Juegos, Cursos y
Enciclopedias gratis

Canales de tv online en vivo hd Cursos Gratis
Psicología
Biografías

Diccionario : A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - X - Y - Z



Home | Biblioteca | Juegos | Crucigramas
  Acanomas.com : El mundo de los Juegos Acerca de Acanomas.com  


Copyright ©1999-2015 Nuevarena.com Todos los derechos reservados