Juegos tradicionales, entretenimientos e información
    Home | Juegos Online | Biblioteca | Libros Clásicos | Crucigramas | Ingenio | Enciclopedia Juegos | Contacto

  Secciones > Libros Clásicos > Otelo (William Shakespeare)

 

Otelo (William Shakespeare) - pág.9

Indice General | Volver

Página 9 de 61


pero la reclamaban los quehaceres d
la casa; ella los cumplía presurosa y
con ávidos oídos, volvía par
sorber mis palabras. Yo lo advertí, busqu
ocasión propicia y hallé el modo d
sacarle un ruego muy sentido: qu
yo le refiriese por extenso m
vida azarosa, que no había podido oí
entera y de continuo. Accedí,
a veces le arranqué más de una lágrima hablándol
de alguna desventura qu
sufrió mi juventud. Contada ya la historia, m
pagó con un mundo de suspiros
juró que era admirable y portentosa,
que era muy conmovedora; que ojalá n
la hubiera oído, mas que ojalá Dio
la hubiera hecho un hombre como yo. M
dio las gracias y me dijo que si algún amig
mío la quería, le enseñase
contar mi historia, que con eso podía enamorarla
A esta sugerencia respondí que
si ella me quería por mi s peligros, y
a ella la quería por su lástima. Est
ha sido mi sola brujeria. Aqu
llega la dama; que ella lo atestigüe

Entran DESDÉMONA, YAGO y acompañamiento.
DUX Esa historia también conquistaría
a mi hija. -Buen Brabancio, toma
el lado bueno de lo malo. Má
vale tener las armas rotas qu
las manos vacías.
BRABANCIO Escuchadla, os lo suplico. Si confiesa que ella también le cortejó, caiga sobre mí la maldición por acusar a este hombre. -Ven, gentil dama. ¿A quién de esta noble asamblea debes mayor obediencia?
DESDÉMONA Noble padre, mi obediencia se halla dividida. A vos debo mi vida y mi crianza, y vida y crianza me han enseñado a respetaros. Sois señor de la obediencia que os debía como hija. Mas aquí está mi esposo, y afirmo que debo a Otelo mi señor el mismo acatamiento que mi madre os tributó al preferiros a su padre.
BRABANCIO ¡Queda con Dios! He terminado. -Y ahora, con la venia, a los asuntos de Estado: mejor adoptar hijos que engendrarlos.-Ven aquí, moro: de todo corazón te doy lo que, si no tuvieras ya, de todo corazón te negaría. En cuanto a ti, mi alma, me alegra no tener más hijos, pues tu fuga me enseñaría a ser tirano y sujetarlos con cadenas. -He dicho, señor.
DUX Dejad que hable por vos y emita un juicio que, cual peldaño, permita a estos amantes ascender en vuestra estima: No habiendo remedio, las penas acaban al vernos ya libres de todas las ansias.


< Anterior  |  Siguiente >

<<< 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 17 18 19 20 21 22 23 24 25 26 27 28 29 30 31 32 33 34 35 36 37 38 39 40 41 42 43 44 45 46 47 48 49 50 >>>

Páginas  1-50   51-61  



Menú
Home
Biblioteca
Juegos Online
Juegos Flash
Crucigramas
Libros Clásicos
Sopas de Letras
Ingenio

En esta sección

Juegos, Cursos y
Enciclopedias gratis

Canales de tv online en vivo hd Cursos Gratis
Psicología
Biografías

Diccionario : A - B - C - D - E - F - G - H - I - J - K - L - M - N - Ñ - O - P - Q - R - S - T - U - V - W - X - Y - Z



Home | Biblioteca | Juegos | Crucigramas
  Acanomas.com : El mundo de los Juegos Acerca de Acanomas.com  


Copyright ©1999-2015 Nuevarena.com Todos los derechos reservados